¿Sabes cuántas personas se conectan a sus perfiles sociales mensualmente? Facebook anunció el mes pasado que tiene más de mil millones de usuarios activos al mes… y eso es sólo en dispositivos móviles. Twitter, por su parte, tiene más de 250 millones de personas en línea y, si consideramos plataformas “menos populares” como LinkedIn, Vine, Snapchat, Reddit y Pinterest, la cifra se multiplica.

Estos gigantescos números reiteran lo obvio: las redes sociales son, desde hace mucho tiempo, un medio ideal para acercar tu marca a las personas. Desde 2008, las grandes compañías se han preocupado por tener presencia en estas plataformas, pero fue hasta el año pasado que el 30 % de los negocios incursionaron en esta gran lucha.

Antes de estos años era común ver que las grandes marcas acapararan los antiguos medios de marketing (que, por supuesto, siguen vigentes): televisión, radio y publicidad masiva en espectaculares. Hoy en día, esa predominación ha quedado atrás gracias a la “libre competencia” que ofrecen las redes sociales, pero… Si ponemos en una comparativa los medios “tradicionales” contra los digitales, ¿cuáles nos ofrecen mejores resultados?

Lon S. Cohen nos intenta dar una explicación: “Los medios tradicionales se pueden llamar estrategia y una salida para la radiodifusión , mientras que las redes sociales son una herramienta y una utilidad para conectar con los demás.” Desde el punto de vista utilitario, esta frase es muy cierta. Sin embargo, si nos enfocamos en resultados, ¿cuáles son los medios más efectivos? La respuesta es simple en primera instancia: Depende de lo que quieras lograr.

Las redes sociales generan experiencias de una manera más sencilla y directa, mientras los medios tradicionales general un impacto mucho mayor, de una forma segura y comprobada. ¿Qué necesitas generar? Eso dependerá de tu negocio y su estrategia. Sin embargo, debemos de tomar en cuenta un factor bastante importante al comparar estos dos medios: La costumbre del usuario.

Cuando vamos por las calles se nos hace común observar un espectacular, ¿cierto? Pero no es lo mismo que nos aparezca un anuncio promocionado en Facebook o un Tweet pagado. Estos últimos nos pueden llegar a generar incomodidad en algunos usuarios y obtener un efecto contrario al deseado. De la misma manera, estamos tan acostumbrados a ver espectaculares y anuncios en televisión, que a veces los ignoramos; pero en medios digitales, podemos interactuar con la publicidad de maneras bastante originales y memorables.

Ahora, la pregunta del millón: ¿Qué nos conviene más? ¿Generar experiencias o generar impacto? Aquí te dejamos las ventajas de cada una:

Experiencias (Redes Sociales): Estos métodos son relativamente modernos. Desde la introducción del material audiovisual en línea, las empresas pueden generar sentimientos más profundos en su audiencia. Mediante un video conmovedor o el Storytelling la audiencia desarrolla lazos más fuertes con una marca, que se traducen en compromiso y fidelidad hacia la misma. Sin embargo, esto no te asegura una venta, ni tampoco garantiza que tu cliente conozca tus promociones. Lo que sí te brinda, y que ningún otro medio lo hará, es un posicionamiento muy fuerte y sólido en la mente de tus consumidores.

Las redes sociales y medios digitales fortalecen la presencia de tu marca y establecen canales de comunicación mucho más cercanos con las personas detrás de la etiqueta “consumidor”; las relaciones a nivel personal que puedes establecer con estos medios no tienen comparación.

Impacto (Marketing Tradicional): Estos métodos funcionan desde el inicio de la mercadotecnia (claro, con sus respectivas evoluciones) y promueven el alto impacto en promociones. Si bien no se trata sólo de vender, este tipo de publicidad brinda mejores resultados al momento de transmitir un mensaje.

Esta clase publicidad se caracteriza por ir directo al grano (nos podemos percatar de eso porque en la mayoría aparecen precios, promociones, etc), lo que te ayudará a atraer a una mayor cantidad de gente, quienes elegirán si adquieren tu producto o no. Este medio tiene resultados directos sobre las ventas, pero también requiere una mayor inversión, por lo que debes asegurarte de vender los suficiente para que valga la pena.

 

¿Y cuál es la conclusión? Debes usar los dos tipos de marketing. Aunque parezca que sirven para lo mismo, estos dos medios se complementan y, juntos, fortalecerán a tu marca en cuanto a exposición, comunicación y posicionamiento con tus consumidores. La clave aquí es saber para qué utilizarás cada medio y qué obtendrás a cambio.

¿Tienes dudas? En Cerocuatro te ayudamos a llevar a tu marca a donde necesite ir; acércate a nosotros y te acompañaremos en el camino.