Casi todas las agencias de publicidad se rompen la cabeza buscando la mejor forma posible de hablar bien de ellas mismas. “Somos originales”, “pensamos diferente a los demás” o “somos 100% creativos” son frases más que usadas en este gremio. En Cerocuatro quisimos despojarnos de tanto adorno y regresar a la base de nuestra empresa: las personas. Entrevistamos a los ejecutivos de cuentas para averiguar qué es lo mejor que un cliente les ha dicho sobre nuestro trabajo.

A continuación reunimos sus respuestas: felicitaciones, anécdotas graciosas y ,sobre todo, sonrisas de satisfacción con lo que hacemos. Todo esto porque… ¿Quién mejor para hablar de nosotros que nuestros clientes? No podemos estar en mejores manos.

Nuestro primer afortunado fue Carlos Javier, el más reciente ejecutivo de cuentas en Cerocuatro. Le preguntamos cómo se ha sentido en estos meses de trabajo; él respondió con muy buenas referencias, hablando maravillas (como se pueden imaginar) de nuestra familia. Cuando le cuestionamos sobre los mejores halagos que ha recibido de un cliente su cara cambió y, después de pensarlo por diez segundos, comenzaron a llegar las respuestas. “Muchos de los clientes de Cerocuatro nos han felicitado por ser inteligentes y creativos a la vez. Nosotros no hacemos cosas creativas y bonitas solamente: hacemos las cosas inteligentes. Sabemos lo que nuestros clientes necesitan y, cuando no lo sabemos, lo investigamos y hacemos lo que requieran para crecer”, comentó nuestro flamante ejecutivo.

Carlos Javier también agregó que con nuestros clientes más allá de una relación laboral se hace una relación amigable, llena de confianza y en un ambiente completamente jovial. “Tenemos clientes que pueden llegar a nuestras oficinas y te aseguro que las ven como su casa. De repente los ves de una oficina en otra, sin problema, saludando a todos. Recuerdo una vez que a una cliente hasta le pintaron las uñas mientras esperaba un diseño. Son de esas cosas que realmente nos hacen la agencia que somos, un ambiente 100 % amigable tanto internamente como con nuestros clientes”, finalizó.

Terminamos con Carlos (lo teníamos que dejar trabajar), giramos en nuestra silla y nos encontramos con Noemí, otra de nuestras ejecutivas, a quien sorprendimos con la misma pregunta –no es cierto, ya había escuchado nuestra plática con Carlos; de hecho, ya tenía sus respuestas preparadas–, ella nos comentó que otra característica apreciada por nuestros clientes es que, como agencia, formamos un verdadero equipo – sí es cierto, este artículo fue redactado cómo por 17 personas–. Para Noemí, este es un factor muy importante ya que los clientes se sienten respaldados por personas que se entienden y saben lo que hacen. “Nuestros clientes siempre saben que más allá de entregar un trabajo, entregamos experiencias. Le ponemos sentimiento a lo que hacemos y esos mismos sentimientos mueven a las personas. Eso es Cerocuatro. Siempre tenemos la respuesta correcta, la que necesitas, y si no, la encontramos: no paramos de buscar.”

Ya que estábamos haciendo tanto ruido en su oficina, invitamos a Emmanuel, uno de nuestros productores en Macario, a contestar la pregunta del millón: ¿Qué opinan los clientes de Cerocuatro? Sin titubear, él respondió:  “Dentro de Cerocuatro tenemos un ambiente de trabajo de pies a cabeza: desde que empieza hasta que termina. Si tenemos que hacer un vídeo, desde la pre-producción estamos con el ambiente relajado, porque así salen mejor las cosas.” En eso estamos todos de acuerdo, ¿a quién le sale algo bien cuando está de malas? ¡A nadie! “Nuestros clientes también pueden estar seguros de que vamos a buscar lo que ellos necesitan. Si tenemos que hacer un video de modas, no buscamos a alguien que  medio sepa de modas: buscamos a un experto en el ramo.” contestó muy seguro, mientras seguía buscando el especialista de modas que aún no encontraba.

Dentro del mismo espacio se encontraba Alex, nuestro estratega digital, quien reitero que la imagen que tienen nuestros clientes son la de una agencia inteligente. “Nuestros clientes saben que, cuando nos piden algo, esto no solo saldrá bien hecho, saldrá con algo extra: con inteligencia”. ¿A quién no le gusta que le hagan algo inteligente? Creativos pueden ser muchos, pero creativos e inteligentes pocos, muy pocos (y casi todos en Cerocuatro).

Salimos de esa área para pasar hasta el otro costado de nuestras instalaciones, donde nos encontramos con Gaby, nuestra Directora de Cuentas, a quién abordamos con la misma pregunta. Después de unos minutos de risa prolongada por el nerviosismo ante la entrevista, nos contestó que los clientes siempre le han comentado que Cerocuatro siempre hace justo lo que ellos necesitan. “Tenemos la gente correcta en el lugar correcto. Todos nuestros clientes lo saben y por eso siempre que nos piden algo, saben que entregaremos algo mejor que lo que ellos nos pidieron; algo que los sorprenda y sea justo lo que ellos necesitan” comentó, como siempre, muy sonriente.

Nos empujamos en la silla y dimos vuelta a Cerocuatro hasta llegar con Martha, quien trabaja en el departamento de medios. Ella, como siempre, estaba llena de trabajo, pero se tomó un breve lapso para atendernos (casi, casi como estrella de Hollywood). Martha nos contó que nuestros clientes siempre le han hecho saber la jovialidad que se vive dentro de Cerocuatro. “Nuestros clientes saben que nuestro ambiente de trabajo es libre y tranquilo. Sí, contamos con gente con experiencia y cada uno de nuestros elementos sabe lo que hace, pero tenemos la gran fortuna de entendernos increíblemente, lo cual nos permite tener un ambiente jovial y muy, pero muy relajado”.

Al terminar con Martha, recorrimos el resto de la agencia y entrevistamos a más personas, obteniendo las mismas respuestas. Cerocuatro es una agencia inteligente que, más allá de la belleza y la creatividad, toma las acciones precisas en el momento exacto. Cerocuatro trabaja respaldado por estrategias, para asegurar que tu marca irá mucho más lejos de lo que tú esperas. Además, todo lo hacemos en un excelente ambiente de trabajo, siempre con una sonrisa y pasión por lo que realizamos. Y esto no lo dijimos nosotros: recuerda que fueron nuestros clientes.

Imagen principal: Cortesía de Fito Romo